Mi mejor viaje

Volar, volar lejos, muy muy lejos. Donde no había nadie y el tiempo perdió su sentido.

Alimentarme del silencio, sentir su olor, su calor, su tacto y poder respirar silencios. Y escuchar mi alma como late, como vibra. Sentirla viva, más viva que nunca.

Si quieres saber donde estuve, como estuve o qué hice…Estuve en el silencio, desconociendo y olvidando, memorias obseltas , y encontrando el sentido a lo que ahora desconozco.


MC